5/2/08

A veces es mejor no tener automóvil

Hay mucha gente que no tiene un vehículo propio por muchas razones; yo particularmente me he abocado a la compra de una vivienda y pienso dejar lo del carro para después. Los que debemos usar transporte público todos los días, pensamos a veces en la necesidad de un vehículo por razones de comodidad, seguridad, rapidez, etc. Muchas personas (sobre todo los mas jóvenes) pueden llegar a sentirse frustrados ante la imposibilidad de adquirir un automóvil.
Existen los conductores irresponsables, como el que causó el accidente de Jacqueline Saburido; pero también existen conductores responsables que deben pagar las consecuencias de la estupidez de los demás.

En este caso, el conductor no cometió ninguna falta, pero igualmente fue detenido al arrollar a una niña que cruzó la carretera indebidamente y SOLA. Creo que la culpa no es del conductor ni de la niña, son los padres de esa niña quienes deberían ir detenidos... sin embargo, detuvieron al conductor, quien para colmo debe llegar a un "arreglo" con los padres irresponsables, es decir, pagar una gran suma de dinero.
Como este hay muchos casos mas. Hay gente que decide suicidarse parándose en medio de la autopista, se supone que una autopista es para conducir a cierta velocidad y no estar pendiente de los peatones, pero entonces un suicida se para ahí, lo atropellan y el conductor debe pagar.
Supe de un caso en el que un par de mendigos desquiciados tenían como diversión cruzar una calle repentinamente para observar el comportamiento de los conductores, éstos notaban que los individuos estaban desquiciados y luego de frenar seguían su camino sin reclamarles. Un día, los mendigos estaban en su juego pero el conductor que venía no tuvo tiempo de frenar y atropelló a uno de ellos causándole la muerte en el acto. Lo "lógico" hubiera sido que detuviera el auto y llamara a las autoridades, pero nuestro conductor no era tonto, sabía que lo iban a detener aunque no fuera su culpa y decidió seguir su camino.

Hay muchas ciudades que tienen el problema de los malditos vendedores ambulantes en las autopistas. Estos tipos aprovechan las horas de embotellamiento para caminar entre las filas de los vehículos y vender sus porquerías. Aún no he conocido algun caso, pero seguro ha pasado que uno de estos vendedores ha terminado bajo algún automóvil, de ser asi, si el chofer no es lo suficientemente astuto y se va, terminará siendo detenido, aunque no es su culpa que un vendedor estuviera en una zona prohibida para peatones... se supone que las autopistas no son para caminar, pero si atropellas a uno de estos individuos seguramente terminarás detenido.
Entonces, cuando voy al trabajo en un incómodo transporte público pienso en estas cosas para no sentirme tan mal, a fin de cuentas, si el chofer atropella a algún suicida lo van a detener a él, no a mi; y tampoco tendré que preocuparme por encontrar donde estacionar, pagar el estacionamiento y mucho menos evitar que me roben el carro.

2 comentarios:

Andrés Borbón dijo...

He sabido de varios casos así, en que el conductor atropella a un suicida, o a un niño que cruza la calle corriendo tras su pelota. Una desgracia que le puede suceder a cualquier automovilista. Lo malo es que no hay como evitarlo. Muy buen artículo.

Lorenzo Chacón dijo...

Otra cosa de no tener el automóvil es ver caras de algunas personas desesperadas por el tráfico mientras tú caminas tranquilamente... XD Lástima que cuando necesitas llegar rápido es un problema... =P